Diputados acusan de “traidor” a El Bronco por no disminuir cobro de tenencia

MONTERREY, N.L. (apro).- El Congreso Local acusó al gobernador, Jaime Rodríguez Calderón, de traicionar a la ciudadanía al negarse a disminuir el impuesto de Tenencia Vehicular, como se comprometió el año pasado.

Esta mañana, por primera vez en la historia de la entidad, un mandatario acudió a la legislatura para argumentar los beneficios de su propuesta de paquete fiscal, en particular el tema de la Tenencia, que actualmente es discutido en comisiones.

El Bronco expuso las razones por las que se niega a reducir en 50% el gravamen a la propiedad de automóviles, como lo prometió el año pasado. De hecho, pidió que se mantuviera en un 80%, pues las finanzas estatales se encuentran “al borde de la quiebra” y el estado necesita ingresos.

Como respuesta a su petición, el priista Andrés Cantú, presidente del Congreso, dijo que al abordar este “espinoso tema” los diputados recuerdan de manera permanente el compromiso que hizo el mandatario de retirar paulatinamente el impuesto.

“Si bien podemos entender que lo que motiva su solicitud, de acuerdo a sus palabras, es por el bien de Nuevo León, también esto representa incumplimiento a su palabra como candidato, sobre todo cuando fue una de las razones por las cuales la mayoría de los electores le otorgaron su confianza y también como gobernador, con los ciudadanos y con este Congreso, lo que lamentamos profundamente”, dijo.

Cantú agregó: “nuevamente, gobernador, a nombre de todos mis compañeros diputados, le expreso que su posición representa una posible traición a los ciudadanos y debe entender que usted, de aprobarse, asumirá totalmente el costo político. Reiteramos que lamentamos esta situación”.

El priista explicó al mandatario estatal que la solicitud que presentó en el Congreso será turnada a la comisión legislativa correspondiente para que se analizada.

Momentos antes, el mandatario Jaime Rodríguez expresó a los diputados que necesita que la tenencia no sea reducida, porque la entidad requiere urgentemente recursos. Explicó en el rubro de seguridad necesita 250 millones de pesos para conservar en el 2017 a 500 policías militares y otros 300 de la gendarmería para que hagan trabajos preventivos como hasta ahora.

Una partida idéntica, dijo, se requerirá, para mantener en la entidad un batallón de 500 elementos federales.

El funcionario explicó que en los dos meses recientes hubo un incremento de 1.5% de intereses por el servicio de la deuda, por lo que ahora la administración deberá pagar unos 600 millones de pesos adicionales. Añadió que a estos gastos hay que sumarles los que generan unas 120 mil personas que anualmente llegan a Nuevo León de otros lugares y a quienes hay que proporcionar servicios médicos y educación.

Expuso que el Paquete Fiscal 2017 que propone, contempla la conclusión de los hospitales en los municipios de Sabinas Hidalgo y Montemorelos, además de la construcción de cinco clínicas.

En su presentación, Jaime Rodríguez reconoció que ofreció a la ciudadanía reducir el impuesto de la tenencia, pero que al anunciar que incumpliría ha recibido muestras de rechazo, como la rechifla que le propinaron el sábado pasado en la Arena Monterrey en una función de box.

“Yo hoy tengo que recibir los abucheos de una sociedad a la que yo le ofrecí reducir el impuesto de la tenencia, pero no ha terminado el ejercicio de gobierno y yo insisto y les pido que ustedes lo valoren de esa manera. Asumo la responsabilidad completa, asumo el riesgo político que eso implica, porque no encontramos otros elementos que permita que podamos tener ingresos mayores para poder resolver los problemas que tenemos”, explicó.

Al finalizar la comparecencia, El Bronco dijo en entrevista que reduciría el gravamen antes de que concluyera su gestión, en el 2021. Aclaró que hacerlo ahora sería irresponsable, pues el estado entraría en una crisis “mucho peor” que la que ahora vive.

“La irresponsabilidad del gobierno anterior y del anterior al anterior nos tiene en esta consecuencia. Yo no quiero ser irresponsable al seguir transfiriendo y pateando el bote. Para mí es muy fácil venir a decir aquí y decir a los ciudadanos: ‘Está bien, no cobramos la Tenencia’, pero sé que mañana tendremos más problemas”, afirmó.

Comenta la noticia

Arriba