Internacional

Trump busca reparar la infraestructura de los EEUU… con poco dinero

Los fondos representan una fracción de los billones que los ingenieros dicen que se necesitan para renovar la infraestructura del país

infraestructura
Paul Kitagaki Jr./AP

Donald Trump reveló un plan de 200.000 millones de dólares para reparar la deteriorada infraestructura de Estados Unidos, un plan que queda bastante lejos de lo billones de dólares que según los ingenieros civiles se necesitan para reconstruir el país y es probable que enfrente una intensa oposición de los demócratas y republicanos.

Trump dijo en un comunicado: “Construiremos nuevos caminos relucientes, puentes, autopistas, ferrocarriles y cursos de agua en toda nuestra tierra. Y lo haremos con corazón estadounidense, y manos estadounidenses, y tierra estadounidense “.

Dijo que los planes constituían “la mayor y más audaz inversión en infraestructura en la historia de Estados Unidos”.

Trump ha destinado $ 200 mil millones en fondos federales para alentar a estados, ciudades y empresas privadas a reconstruir las presas, carreteras, puentes, aeropuertos y otra infraestructura esencial de la nación. El objetivo es fomentar $ 1bn de inversión adicional.

Trump hizo campaña sobre la necesidad de reforma de la infraestructura, prometiendo gastar “grandes cantidades” en infraestructura y promocionando constantemente su récord como constructor.

Pero los fondos federales prometidos son una fracción de los $ 2 billones que la Sociedad Estadounidense de Ingenieros Civiles dice que se necesitan para reparar la infraestructura de los EEUU. El año pasado, la ASCE otorgó una calificación D+ a la infraestructura de los EEUU y dijo que la falta de acción le costaría a la economía estadounidense $ 4 billones en 2025.

Es probable que el plan encuentre oposición en el Congreso. Existe un amplio apoyo al gasto en obras públicas entre los demócratas, pero poco interés en trabajar con Trump. Los Demócratas de la Cámara de Representantes ya han dado a conocer un plan alternativo que inyectaría $ 1 billón en gastos federales directos, cinco veces más de lo que Trump propondrá, en infraestructura.

Es probable que Trump también se enfrente a la oposición de republicanos fiscalmente conservadores, especialmente tras la aprobación del plan de recorte de impuestos de 1,500 billones de dólares el año pasado y el acuerdo presupuestario de la semana pasada, que según los críticos agregará otros 420,000 millones de dólares a la deuda nacional.

Con información de The Guardian

Las últimas noticias de hoy directo en tu WhatsApp. Guarda el número 664-731-8702 en tus contactos, envía un mensaje con la palabra "LISTO" y mantente informado con la información más importante.

Siguenos en Facebook y Twitter
Arriba