Internacional

El líder de Eslovenia se enfrenta a un juicio político por apoyar a refugiado

El primer ministro de Eslovenia fue acusado de intentar interferir con el poder judicial después de expresar su apoyo a sirio que enfrenta la deportación

Eslovenia
Mavric Pivk/Delo

El primer ministro de Eslovenia, Miro Cerar, uno de los pocos líderes liberales en Europa Central y del Este, se enfrenta a un juicio político por su apoyo a un solicitante de asilo sirio que se enfrenta a la deportación.

Si el derechista partido opositor del país tiene éxito en su moción, Cerar, el líder del partido moderado centrista, podría ser destituido por los parlamentarios eslovenos, aunque las fuentes del gobierno insisten en que el primer ministro tiene suficiente apoyo en el parlamento para rechazar la moción.

El futuro de Ahmad Shamieh, un hombre de 60 años que llegó a Eslovenia en 2015, donde aprendió el idioma y se convirtió en un ejemplo de integración exitosa de refugiados, se ha convertido en una línea divisoria clave en la política del país, sea cual sea el resultado de el proceso de acusación

Fuentes gubernamentales afirman que la oposición al apoyo de Cerar a Shamieh es un “caso montado” diseñado para desestabilizar al gobierno en el período previo a las elecciones nacionales del año próximo.

Muchas decenas de miles de refugiados han pasado por Eslovenia desde que comenzó la crisis de los refugiados, lo que llevó a Cerar a afirmar hace dos años que sin medidas para controlar las fronteras europeas, la UE colapsaría a medida que los estados miembros tomaran medidas unilaterales. El tema de la inmigración sigue siendo muy controvertido en el país.

El caso de Shamieh se apoderó de la imaginación pública cuando su solicitud de asilo fue rechazada este verano por los tribunales eslovenos, que ordenaron que fuera deportado para presentar su solicitud de asilo en Croacia, su primer puerto de escala en la UE después de abandonar Siria. .

Dos prominentes parlamentarios, Jan Škoberne, del partido izquierdista SD en el gobierno de coalición, y Mihe Kordiš, un parlamentario del partido opositor izquierdista Levica, llevaron a Shamieh al edificio del parlamento de Eslovenia para evitar que la policía se lo llevara.

Cuando la semana pasada lo presionaron en una conferencia de prensa sobre su propia respuesta al caso, Cerar, que ha sido primer ministro desde 2014, sugirió que también quería encontrar la manera de otorgarle residencia a Shamieh sobre la base de su integración en la sociedad eslovena.

Su respuesta provocó reclamos de derechistas en el parlamento esloveno de que Cerar, un abogado constitucional, había intentado interferir en los asuntos de la judicatura independiente.

Con información de The Guardian

Las últimas noticias de hoy síguelas en nuestra programación totalmente en vivo a través de PSN En Vivo y no te pierdas ni un segundo de lo que acontece en Baja California y el país.

Siguenos en Facebook y Twitter

Las más leídas

Arriba