Baja California

Alertan autoridades por extorsión telefónica desde penales

La mayoría de las llamadas de extorsión se realizan con celulares con lada de Tijuana desde los penales de Altamira en Tamaulipas y Santa Marta Acatitla en el Estado de México

noticias falsas
Archivo / Psn.si

TIJUANA, Baja California.- Se hacen pasar por contadores, empleados de paqueterías, bancos o el SAT. Su objetivo: engañar a empleadas domésticas para robar el dinero, joyas o información bancaria de sus patrones. Todo esto desde una celda de algún penal al interior del país.

“Desde hace algunos meses hemos tenido una modalidad en la que hablan a los domicilios sobre todo por las mañanas y a las empleadas domésticas les hacen creer que están hablando de parte del dueño de la casa”, dijo el subprocurador de Justicia Zona Tijuana, Jorge Álvarez.

Algunas veces bajo amenazas, argumentando alguna emergencia y con información obtenida a través de las redes sociales de las víctimas opera la extorsión telefónica, delito del que se reciben alrededor de dos denuncias por semana.

“Les piden su teléfono celular ellas lo proporcionan ante la emergencia de que está detenido, tuvo un accidente, situaciones de esas, le marcan a su teléfono y empieza el tema de la amenaza, el engaño y las personas les dice ‘busca dinero, busca las joyas’ y empieza todo un proceso de engaño y estas personas pues salen del domicilio ya sea a empeñar a sacar dinero”, agregó Álvarez.

La mayoría de estas de acuerdo con el subprocurador se realizan con celulares con lada de Tijuana desde los penales de Altamira en Tamaulipas y Santa Marta Acatitla en el Estado de México.

“En el análisis que hacemos de la información primero hablan de números locales, marcan de un 664 porque en cualquier parte del país venden chips de cualquier parte de la república eso es un tema que las empresas de teléfono tienen que ver”, indicó.

El estar tras las rejas no limita a los extorsionadores que en algunos casos pueden utilizar a dos personas para un solo robo, pidiendo a una victima entregar joyas u objetos de valor a otra a quien bajo amenazas se le exige empeñar las mismas y realizar un depósito.

“Hemos detectado algunos pocos casos en los cuales entregan las pertenencias en lo que creemos es una doble extorsión, esto es la persona que recibe las joyas está siendo extorsionado al mismo tiempo que le piden que vaya y las empeñe y posteriormente depositar en un banco o tienda de conveniencia”, señaló.

Por lo anterior, la procuraduría recomienda estar prevenido, no compartir más de lo suficiente en redes sociales, ser precavido ante llamadas de números desconocidos y verificar la identidad de la persona al otro lado del teléfono que bien podría ser un preso intentando extorsionarlo.

Con información de Fabiola Solano.

Las últimas noticias de hoy síguelas en nuestra programación totalmente en vivo a través de PSN En Vivo y no te pierdas ni un segundo de lo que acontece en Baja California y el país.

Siguenos en Facebook y Twitter
Arriba