Nacional

Liberan a 650 personas que eran maltratadas en albergues de Jalisco

 

GUADALAJARA, Jal., (apro).- La Fiscalía General del Estado informó que logró liberar a 650 personas, entre ellos 202 menores de edad, que estaban retenidas dentro de los albergues “Despertar Espiritual, Alcohólicos y Drogadictos de Occidente, A.C.”
En este momento se encuentra prófugo José Luis Sánchez Ramírez “El Padrino”, supuesto líder de la organización civil, y vinculado al Cártel Jalisco Nueva Generación.
El pasado martes, la dependencia estatal montó un operativo para rescatar a 271 personas que presuntamente estaban privadas de su libertad en un albergue para atender problemas de adicción, en Tonalá.
El operativo se realizó después de que una mujer presentó una denuncia ante la Fiscalía General, tras ser agredida y privada de su libertad cuando acudió a visitar a su sobrina a uno de los albergues “Despertar Espiritual, Alcohólicos y Drogadictos de Occidente, A.C.”, con domicilio en la calle Aldama números 70, 70-A y 70-B, de la colonia Loma Bonita.

La denunciante pagó la cantidad de mil 500 pesos para que le permitieran salir.
Al día siguiente se revisaron otros tres albergues de esta asociación.

Uno de ellos se encuentra en la privada Corregidora número 3, también en Loma Bonita, Tonalá. Ahí se localizaron internos menores de edad y adultos, uno de estos últimos denunció haber sido objeto de abuso sexual y cuatro más señalaron agresión y privación de la libertad en su persona.

Por estos delitos, fueron aprehendidos los encargados del albergue, Jorge Adrián Cobián Corona y Ramón Hernández Conchas.
En otro albergue localizado en la calle Rancho El Recodo, número 1243, en la colonia Lomas de San Eugenio, cuatro de sus internos adultos tuvieron que ser trasladados a un puesto de socorros al estar lesionados, mientras que los menores fueron enviados a Ciudad Niñez por presentar maltrato, cinco de ellos por abuso sexual.

En este lugar se logró la captura de Samuel González Muñoz acusado presuntamente por maltrato infantil.
En tanto, en el centro de rehabilitación que se ubica en la calle Gigantes número 765, de la colonia Oro en Guadalajara, cinco adultos que presentaron lesiones por golpes señalaron como sus agresores a Cristian Alejandro Jiménez Martínez y a Miguel Alejandro Castillo Arredondo, por lo que quedaron en calidad de detenidos.
De esta asociación civil falta por revisar otro albergue y será en estos días cuando se proceda a visitarlo para su verificación.
El fiscal general, Eduardo Almaguer, explicó que los empleados del albergue de la calle de Aldama, la recepcionista, María de Jesús García Ortiz, y Sergio Pacheco Sánchez, fueron consignados al Juzgado Octavo de lo Penal para que sean procesados por los delitos de lesiones, robo y privación de la libertad.
A su vez, por los delitos de maltrato infantil y lesiones, fueron consignados al mismo juzgado Carlos Humberto Isidoro González y Jairo Eduardo Savalza Venegas, quienes también fueron detenidos en este mismo albergue.
Cabe recordar que 11 internos de la calle de Aldama que contaban con órdenes de aprehensión fueron puestos a disposición de los jueces que los requerían.
Por su parte, la Unidad de Investigación de Delitos en Contra de las Mujeres inició cuatro indagatorias por los delitos de lesiones, amenazas y delitos contra la dignidad de las personas.
También se aseguraron tres vehículos y 40 objetos, algunos con los que se agredían a los internos.
El fiscal informó que ya comparecieron ante el agente del ministerio público menores de edad para rendir declaración y algunos confirmaron que los obligaban a practicar sexo oral.
“Las declaraciones que tenemos de los menores y algunas de las mujeres son particularmente inquietantes, algunos menores como hemos mencionado señalan el sexo oral que eran obligados a practicar”, expuso Almaguer.

Las últimas noticias de hoy síguelas en nuestra programación totalmente en vivo a través de PSN En Vivo y no te pierdas ni un segundo de lo que acontece en Baja California y el país.

Siguenos en Facebook y Twitter

Las más leídas

Arriba