El presidente catalán acusa a Rajoy de ignorar su llamado al diálogo

El presidente catalán, Carles Puigdemont, atacó al gobierno español por amenazar con suspender la autonomía regional después de buscar el diálogo

presidente catalán
Oeste/Zuma Wire/Rex/Shutterstock
Tamaño

A A A

El presidente catalán ha acusado al Gobierno español de ignorar sus llamados al diálogo después de que le advirtió el miércoles de abandonar su impulso por la independencia o enfrentar la suspensión de la autonomía regional.

El martes, Carles Puigdemont retiró a la región de un enfrentamiento con el gobierno de Madrid proponiendo retrasar los efectos de una declaración unilateral de independencia tras el controvertido referéndum de principios de este mes.

Dijo que el movimiento tenía la intención de dar tiempo para el diálogo sobre el tema que ha sumido a España en su peor crisis política durante 40 años.

El presidente español, Mariano Rajoy, respondió preguntándole a Puigdemont si la independencia había sido o no declarada y le dio ocho días para abandonar sus planes de independencia y devolver a Cataluña al “orden constitucional”.

Si no lo hacen, agregó Rajoy, el gobierno utilizaría el artículo 155 de la Constitución, que permite la imposición de un mandato directo sobre las regiones autónomas.

“Pedimos diálogo y la respuesta es poner el artículo 155 sobre la mesa”, dijo Puigdemont el miércoles por la noche. “Mensaje entendido.”

El presidente catalán había dicho antes que estaba dispuesto a entablar negociaciones incondicionales para encontrar una solución.

Oriol Junqueras, vicepresidente de la región, se dirigió a Rajoy en otro tweet, diciendo: “Un diálogo sincero es lo que la comunidad internacional quiere y lo que Cataluña espera, no la confrontación y las nuevas amenazas”.

Rajoy ha descartado enfáticamente la perspectiva de la mediación externa y dijo al gobierno catalán que tendrá consecuencias por ignorar la constitución española y proseguir con el referéndum en desafío a la corte constitucional española.

En un discurso pronunciado el miércoles por la tarde ante el parlamento, el primer ministro insistió en que no se podría discutir la unidad nacional de España, como lo garantiza la Constitución de 1978.

Con información de The Guardian

Las últimas noticias de hoy directo en tu WhatsApp. Guarda el número 664-731-8702 en tus contactos, envía un mensaje con la palabra "LISTO" y mantente informado con la información más importante.

Siguenos en Facebook y Twitter

Comenta la Noticia

Arriba